lunes, 27 de abril de 2015

Alameda - Hondarribia

Alarde: desfile, principalmente militar. Formación en que se pasaba revista o se hacía exhibición de los soldados y de sus armas. Tema bastante peliagudo de comentar en las tertulias de Hondarribia. Así que mejor…, pasemos directamente a su segunda acepción: ostentación y gala que se hace de algo. ¡Esto ya es otra cosa!: Para alardear en Hondarribia de un buen homenaje gastronómico y preciosista, el Restaurante Alameda es el LUGAR. El desfile de sus pequeñas tropas ("platos engalanados") resulta ser apoteósico además de artístico.



El trío de hermanos Txapartegi - "Gibb" (Bee Gees): Gorka, Kepa y Mikel dirigen el negocio estrellado (Michelin-mente hablando) junto a su tía Maribi como responsable de sala. Esta “deferencia”, junto a su localización, en la casa original que vio criarse y formarse a todos ellos, confieren al Restaurante Alameda de una cierta cercanía y de un ambiente totalmente “familiar”, elevando la sensación culinaria hasta lo más alto: los mismísimos e imposibles agudos y falsetes de Bary Gibb.


Una auténtica cocina de raíz, con los productos locales de máxima calidad como estiletes de referencia, pero sobre todo tratados con absoluto mimo, delicadeza e incluso gusto artístico de vanguardia: peces frescos recién traídos de la lonja hondarribitarra, verduras tersas de su propia huerta conjugan a la perfección con los toques sutiles de minúsculas especias, hierbas “botánicas” aromáticas y pequeños brotes verdes o florales de intenso sabor tanto de la tierra como del mar (hierba luisa, algas, pimienta…) conformando un auténtico pase de revista.

Regala Alameda”, es uno de esos presentes del cual se puede hacer gala y alardear de por vida sobre todo si se trata del menú más ostentoso, denominado Dastamena (“sentido del gusto”, en euskera) conformado por aperitivo + 6 platos + 2 postres y con la guinda de su maridaje correspondiente.

En lo más alto del pedestal del menú, al cual habría que subirse con una escalera de colisa en su conjunto, destacan sobremanera un par de platos de producto local, capaces de poner los pelos como escarpias: la Trucha de Banka ahumada, brotes, especias y queso Idiazabal (trucha ecológica del Pirineo Vasco) y el Butakaku Glaseado con algas, manzana asada y frutos secos (Euskal Txerri, es decir, papada de “cochino”), son sin lugar a dudas dos de los mejores platos jamás degustados de los últimos tiempos.



Pasando a un segundo escalafón, pero de nivel superior, el magnífico Pescado fresco del día asado con caldo meloso de algas y cítricos perfectamente en su punto (podría estar en el grupo anterior) y el Ravioli de Vieira con setas de temporada y espárragos trigueros. Y cerrando el grupo principal: la Ensalada de Foie a la sartén, lentejas y brotes de mostaza y el Pichón asado con tosta de sus higaditos y mole negro.





El desfile se acaba con un par de postres totalmente acertados debido a su ligereza y frescura: una Ensalada de frutas caramelizadas con sopa de melón y menta y un Helado de Queso fresco, naranja amarga y cramble.



Y como par de "bolas extra" (aparte del café y gin-tonic pertinente), la reapertura de su taberna y si el tiempo acompaña, la sensación indescriptible de degustar de todos estos manjares en su cuidada terraza / comedor exterior al aire libre.


#gastroriff: The Bee Gees - Stayin' Alive


RESTAURANTE ALAMEDA
Minasoroeta Kalea, 1
20280 Hondarribia (Gipuzkoa)
Web /  Facebook /  Twitter

No hay comentarios:

Publicar un comentario